Deseada y Tomada de Francisco Correa

Deseada y Tomada de Francisco Correa

A compartir, a compartir! Que me quitan los posts!!

***SOLO HOY Liberado de E.L. James 

Regresa E.L. James con una novela romántico-erótica tan ardiente que se derretirá en tus manos.

Sexo. Familia. Diversión. Locura. Vuelve a soñar con la nueva novela de la autora internacional más vendida...

DESCARGAR AQUÍ


Deseada y Tomada de Francisco Correa pdf

Deseada y Tomada: Colección de 3 Novelas de Romance y Erótica con Alfas de Francisco Correa pdf descargar gratis leer online

Estás frente a una colección que incluye 3 libros escritos por Francisco Correa.
A continuación te dejo las descripciones de las obras:

Actriz P*rno: Joven Necesitada Escogida por el Amo Oscuro y Millonario
Aina sólo tenía 1 cosa:
Su cuerpo. Su belleza.
Y su descaro.
Sólo eso valía en ella.

O eso pensaba ella.
Su trabajo era obvio:
Actriz P*rno.
Y de las buenas.

Y entonces… él la vio.
Se fijo en ella.
Y decidió algo.
La NECESITABA.

Un juguete más. Quizá.
Una muesca más.
O no.
¿Y si no?

Alex lo tenía todo.
Una empresa. Dinero.
Atractivo. Mujeres.
Pero no a ella.

Y la quería a ella.
Así que la compró.
Por el precio de…
… cien escenas.

Webcamer Chantajeada: Joven Necesitada a la Merced de su Profesor Duro
Laura necesitaba dinero.
La universidad no era barata.
Y sus padres vivían al día.
Ella sólo quería un futuro mejor.

Laura era guapa.
Laura tenía una webcam.
Y Laura no era inocente.
Así que empezó a trabajar.

Al principio tenía mucho morbo.
Miles de hombres viéndola.
Provocándoles. Jugando sola.
Y cobrando por ello.

Nunca enseñó la cara.
No los ojos, al menos.
Pero aún así… él la encontró.
Su mejor cliente. Su mayor fan.

Y resultó ser su profesor.
Un hombre duro. Firme.
Joven. Atractivo.
Y ahora estaba a su merced.

Primero la chantajeó.
Pero… ¿y si le gustaba?
No tenía alternativa.
Pero… ¿y si ella quería?

Bailarina P*rno: Romance Enfermo y Retorcido con el Amo Millonario
Laura no juega con las pelotas.
Mar no comparte a su amigas.
Alicia no puede llamarme “señor”.
¿Es que ninguna se divierte aquí?

Puedo tener a la mujer que desee.
Pero lo deseo todo.
Deseo a la mujer.
Y ninguna de ellas da la talla.

Y entonces la vi a ella.
Bailando en una barra.
En la fiesta de una amiga.
Cobrase lo que cobrase…

… podía triplicarlo.
Una rubia de infarto.
Atractiva. En forma.
Salvaje. Sin vergüenza.

Y con talento…
Pero Sara era una caja de sorpresas.
Una actriz porno. De las mejores.
Y yo sin conocerla…

Pero ahora iba a ser mía.
Y sólo mía.

ENLACES PATROCINADOS

Deja un comentario:

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.