Ellas y ellos de Andrés Arg

Ellas y ellos de Andrés Arg

A compartir, a compartir! Que me quitan los posts!!

***SOLO HOY Hay momentos que deberían ser eternos de Megan Maxwell 

Una emotiva historia que nos enseña que el mejor viaje de la vida es el amor.

No te la puedes perder. Hay momentos que deberían ser eternos, la nueva novela de Megan Maxwell, llenará tu corazón de emociones y te hará sonreír con esas pequeñas cosas que convierten la vida en algo maravilloso...

DESCARGAR AQUÍ


Ellas y ellos de Andrés Arg pdf

Ellas y ellos de Andrés Arg pdf descargar gratis leer online

A mí no me apetece leer relatos eróticos que parezcan porno narrado por uno de esos tipos que relatan los partidos de fútbol, ¿y a ti?
Es por eso que lo que vengo a ofrecerte no es solo sexo, sino la sensación de vivir una historia sensual, romántica y también prohibida, esas que en la realidad no sabes si te animarías a llevar adelante, pero con un final sexual asegurado y una prosa que tiende a la poesía. Porque sé que, como a mí, las formas te encantan; y hallas placer en eñ sexo y las palabras. Permíteme mostrarte:

«(…) Se lo notaba confundido, no sabía si dejar el violín a un lado y tomarme de una vez o seguir con la música hasta que yo le diera la orden de parar. Su ritmo se aceleró, su precisión comenzó a flaquear, su cadera acompañaba la mía y algunos suspiros calientes se entremezclaban con el sonar de nuestros instrumentos musicales. De pronto, como si la entereza se le quebrara, dejó el violín a un lado y comenzó a tocar mi cuerpo con la misma delicadeza con la que lo había estado haciendo sobre las cuerdas hacía unos poco momentos atrás. Apretó mis pechos, bajó por mi cadera, recorrió las piernas que a tantos hombres habían hecho babear por las redes sociales, subió rápidamente hasta llegar a mi boca y pareció extasiarse tirando con un dedo de mis labios hacia un lado mientras que yo no dejaba de tocar. Acorde por acorde, suspiro por suspiro.
Mis dedos sobre las cuerdas y los suyos entre mis piernas. Halló el modo de bajar el cierre de su pantalón y yo me acomodé para que corriera mi ropa interior y me penetrara delicadamente… ».

ENLACES PATROCINADOS

Deja un comentario:

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.