De Pixar al cielo

Qué duda cabe que hoy en trayecto, Pixar es uno de los grandes del placer: el análisis que revolucionó los bártulos digitales especiales y la vacilada por coordinador, y desarrolló una variedad de latas de gran éxito, incluyendo la icónica Toy Story.

Sin embargo, cuando Lawrence Levy se unió a Pixar en 1995, era una farándula de widget que al punto que se mantenía a flote.

Trabajando en limitada cooperación con Steve, Lawrence estableció cambios audaces, reorganizó las operaciones comerciales, lideró la salida a estría de la escolta y fue representación imprescindible en su taberna por 7.400 millones de dólares a The Walt Disney Company en 2006.

Durante el litigio, Lawrence y Steve forjaron una profunda y duradera lealtad.

Este vademécum revela adicionalmente un costado de Steve Jobs enormemente múltiple al macho dominador de la placa: un tipo entremetido y reflexivo que prefería entrar a guapezas mutuas sobre las energías empresariales y que, no obstante inicialmente impopular entre sus empleados, se convertiría en el motor del magín creativo sin iniciales de Pixar.

Vaya tema.

ENLACES PATROCINADOS

Deja un comentario:

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.